Jaime Puig

Por una Gerencia de Urbanismo en Arrecife

Pongamos que sea cierto que el actual alcalde de Arrecife, Manuel Fajardo Feo, no se quiera pillar los dedos en la tapa del piano urbanístico de la ciudad. Y demos por hecho que le interesa agilizar la ordenación del territorio municipal, empantanada desde el siglo pasado.

Y contemplemos, ahora, cómo el Plan General de Ordenación Urbana de Arrecife está siendo redactado por un ente externo a la Isla (Gesplan) y sin que se esté generando debate alguno en torno a él. El propio alcalde ha reconocido no tener ni idea de cómo van las cosas y de por qué tanto retraso. Tiene que preguntar en Tenerife o por ahí.

Urge que los temas urbanísticos de Lanzarote en general, y de Arrecife en particular, se tomen con la seriedad que requieren. Pase que el concejal de turno no tenga ni idea de Urbanismo (pese a tener delegadas las competencias) pero ya es menos entendible que cada decisión que adopte la consulte con agentes externos al consistorio en lugar de apoyarse en personal de su Oficina Técnica.

Y dirá usted: ¿pero esa no es la oficina que tarda siglos en responder, se contradice a sí misma en no pocas ocasiones y ha sido sospechosa habitual en operaciones anticorrupción? Pues oiga, sí. Pero eso tiene solución.

Para ello, primero habrá de tomarse en serio a la política en sí. No colocar tanto asesor desocupado y más emplear los recursos públicos en bien dotar aquellos departamentos de verdadera trascendencia. Sentar las bases de una Gerencia de Urbanismo profesional e independiente. Dotada de un equipo de arquitectos y abogados con tarea delegada mediante un concurso público, lejos del tradicional mandato digital y alejada, por tanto, de los vaivenes políticos.

De este modo el actual alcalde de Arrecife (y todos los que vengan detrás) no deberán temer no ya el pillarse los dedos con la tapa del piano, sino que les caiga encima todo el piano en sí.

Añadir nuevo comentario