El grupo de gobierno, “muy enfadado”
El PIL justifica que se aplacen las becas para un reparto más justo y Acuña critica la “ruindad”
El grupo de gobierno, “muy enfadado”

El PIL justifica que se aplacen las becas para un reparto más justo y Acuña critica la “ruindad”

Joaquín Caraballo, Marci Acuña y Pedro San Ginés, en el pleno extraordinario de este lunes/Foto: De la Cruz.
DiariodeLanzarote.com 2 COMENTARIOS 18/11/2013 - 13:12

El Partido de Independientes de Lanzarote (PIL) ha aclarado que la propuesta de aplazar la votación sobre el plan de ayudas a alumnos propuesto por el grupo de gobierno (CC y PSOE) se debió a que el “planteamiento” era “claramente mejorable”.

Todos los grupos políticos apoyaron que se dejara sobre la mesa en el pleno extraordinario celebrado este lunes, aunque desde el equipo de gobierno se ha mostrado el desacuerdo con la decisión forzada por la oposición.

Desde el PIL se destaca que la fórmula de subvención planteada por el grupo de gobierno “no tenía en cuenta los ingresos del núcleo familiar del estudiante, de tal forma que cada estudiante recibía la misma cantidad con independencia de su situación económica o personal”.

“Es decir”, señala el PIL, “un estudiante que resida en un núcleo familiar con unos ingresos por encima de los 30.000 euros cobraría exactamente lo mismo que otro que resida con su familia y no perciban ingreso alguno”.

A su juicio, “esto resulta perjudicial para estos últimos que son quienes precisan con mayor urgencia y cuantía este tipo de ayudas” y es una propuesta “totalmente inaceptable, ya que los recursos económicos que entrega el Cabildo han de tener en cuenta las situaciones personales y económicas de los solicitantes”.

“No puede plantearse un ‘café para todos’ con el único objetivo de hacerse una foto entregando el dinero”, destaca el PIL, quien ha reclamado “mecanismos correctores que garanticen una correcta asignación de los recursos en función de la situación personal y económica de cada estudiante”.

El gobierno, “muy enfadado”

Por su parte, el consejero de Bienestar Social, Marci Acuña, ha reconocido que se encontraba “muy enfadado” y “tremendamente decepcionado” por que la aprobación de las ayudas para más de 130 alumnos no saliera adelante.

Así, recalcó que se trata de ayudas “de emergencia” para que los estudiantes “puedan pagar las matrículas y no tengan que retornar” a la Isla. Dijo que la propuesta de entregar en torno a 1.000 euros a cada alumno partió del equipo técnico del Cabildo.

Acuña replicó al PIL en rueda de prensa que es difícil valorar “casi individualmente” cada solicitud y que, si había que corregir algo, se podía hacer “el próximo año”. “Tendrán que explicar por qué le hemos alargado la agonía a muchos estudiantes y por qué han cometido esta ruindad, no al grupo de gobierno sino a más de 130 familias”, recalcó.

Convocatoria urgente

Está previsto que este martes se celebre una junta de portavoces y una comisión de educación urgente para volver a llevar la aprobación de las ayudas de emergencia, en las que se repartirán unos 125.000 euros. El consejero de Hacienda, Luis Arráez, confíó en que se celebre otro pleno extraordinario y urgente “esta misma semana”.

Comentarios

Que les importará a la s personas que necesitan ese dinero el cascabeleo político del Cabildo. Un poco de seriedad hombre¡¡¡
El Pil podía pagar las becas que dejó el pater noster.....a dónde fue a parar ese dinero....??? y para más inri.....quieren pescar en mareas revueltas llenas de chapapote..... da grima que todavía existan.....

Añadir nuevo comentario

Diario de Lanzarote
Diario de Canarias