MEDIO AMBIENTE

Puerto del Carmen, área de cría de angelotes, el tiburón más amenazado del mundo

Foto: Carlos Suárez.
Diario de Lanzarote 2 COMENTARIOS 17/05/2017 - 10:57

Las islas de Lanzarote, Gran Canaria y Tenerife albergan cuatro áreas de cría del angelote (Squatina squatina), el tiburón más amenazado del mundo, y dos de ellas se encuentran en playas de gran afluencia turística.

La revista Aquatic conservation publica este mes el primer estudio derivado del proyecto lanzado por el Museo de Investigación Zoológica Alexander Koenig de Bonn (Alemania), la Sociedad Zoológica de Londres y la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria (ULPGC) para salvar a esta familia de tiburones, que tiene en Canarias sus últimos reductos, tras desaparecer del Atlántico y el Mediterráneo.

Los siete científicos que firman este trabajo han contado con la colaboración de un programa de ciencia ciudadana llamado Poseidón, una plataforma creada por la ULPGC que ha permitido a los clubes de buceo de las Islas notificar todos sus avistamientos de angelotes durante un año (de abril de 2014 a marzo de 2015), con gran amplitud de detalles: el momento, la profundidad o el tamaño del ejemplar.

En ese período, 39 buceadores de 22 clubes de todas las islas de Canarias notificaron 678 avistamientos de tiburones ángel, que en más de la mitad de los casos fueron confirmados después por inmersiones del equipo científico del programa Angel Shark.

Los datos proporcionados por los buceadores confirman que el hábitat del angelote se extiende por toda Canarias, pero en particular en las cuatro islas más orientales: Lanzarote, Fuerteventura, Gran Canaria y Tenerife, por razones que pueden tener que ver tanto con la configuración física de su costa como por su mayor cercanía al afloramiento de aguas profundas ricas en nutrientes que se produce de forma cíclica en la costa africana.

Los científicos han identificados tres áreas claras de cría del angelote (el litoral de Puerto del Carmen, en Lanzarote; la playa de Las Teresitas, en Tenerife; y los fondos de El Cabrón, en Gran Canaria), a los que podría unirse una cuarta, sobre la que no tienen tantos datos (la costa de Sardina del Norte, en Gran Canaria).

"La participación de los buceadores recreativos ha demostrado ser una herramienta muy eficaz para obtener grandes volúmenes de datos en un área geográfica amplia en muy poco tiempo", señala Eva Meyers, del Museo de Bonn, primera firmante del artículo sobre el angelote.

Los autores subrayan además que se sabe poco sobre los hábitos de reproducción de este tiburón, que es inofensivo para el hombre, por lo que conceden mucho valor a otro de los datos aportados por los clubes de buceadores. La mayor parte de los ejemplares recién nacidos fueron avistados entre los meses de abril y julio.

Limitar la pesca

Las tres instituciones que firman el trabajo sugieren limitar la pesca en las zonas de aguas someras donde se ha detectado la presencia frecuente de los angelotes, tanto durante el período de emparejamiento de los tiburones, en el invierno, como en los meses de cría, en primavera y verano.

"El estatus crítico del angelote ha sido el gran desconocido durante mucho tiempo en Canarias, ya que esta especie se ve todavía con relativa frecuencia. A través de esta investigación y de la colaboración para su conservación, como parte de un programa de trabajo más amplio, conseguiremos entender y cuidar a este tiburón emblemático", apunta David Jiménez, de la ULPGC.

 

2 Comentarios

En playa blanca también
Al Noreste de Lanzarote, en zonas del mar con arena y aguas tranquilas, siempre ha existido algún ejemplar.

Añadir nuevo comentario